Depresión tropical podría convertirse en tormenta en cuestión de horas

Depresión tropical podría convertirse en tormenta en cuestión de horas

La Depresión Tropical que se encuentra al sur-suroeste de Kingston, Jamaica podría convertirse en Tormenta Tropical en las próximas horas, según informa el Instituto Meteorológico Nacional (IMN).
La influencia indirecta de este ciclón tropical ya se siente en nuestro país. Para esta tarde y noche, en el Pacífico Central y Sur, el IMN pronostica aguaceros fuertes con tormenta eléctrica y durante el día de mañana prevé lluvias y aguaceros en los sectores de la costa.
En el Pacífico Norte, las lluvias serán de variable intensidad con tormenta eléctrica durante la tarde y la noche. Además, pronostican lluvias en zonas costeras de la Península de Nicoya durante la mañana del martes.
En cuanto al Valle Central, se esperan lluvias y aguaceros durante la tarde y primeras horas de la noche acompañada de tormenta eléctrica y bancos de niebla al final de la tarde.
Para la Zona Norte se espera nubosidad parcial durante todo el día, así como lluvias y aguaceros en sectores montañosos.
Con respecto a la región del Caribe, el IMN prevé que se mantenga parcialmente nublado en la tarde y primeras horas de la noche, con aguaceros en las montañas.
La afectación indirecta de este sistema dependerá de su trayectoria, velocidad e intensificación, sin embargo los análisis actuales anticipan influencia indirecta al menos hasta el miércoles, con posibilidad de extenderse al jueves.
El IMN dice que los aguaceros se mantendrán toda la noche.
El IMN dice que los aguaceros se mantendrán toda la noche.

El IMN recomienda mantener la vigilancia en sitios vulnerables por las precipitaciones de los últimos días en Guanacaste y Pacífico Sur. Al igual que en el Pacífico Central, debido a los altos de montos de precipitaciones registrados en durante el fin de semana.
Las autoridades recomiendan precaución en carretera debido a las superficies resbalosas y alertan de posible reducción de visibilidad en carreteras y aeropuertos.

Comentarios